La meva llista de blocs

2 abr. 2009

QH: La dolça tortura

(Textos extrets de “Quebrantahuesos. La dulce tortura”. De Miguel Gay-Pobes.)
Quebrantahuesos. Y con su sonoridad dibuja el perfil rotundo, quebrado, desafiante de una gran referencia deportiva. ¿Qué empuja a miles de personas, más cada año, a encararse con la rutina y afrontar una prueba con perfiles de desatino? ¿Qué hay detrás de este empeño de ofrecer el dolor, de entregar el sufrimiento a cambio del escueto premio de traspasar una línea de meta? Más de doscientos kilómetros –decenas de ellos, tortuosísimos-, bajo un sol asfixiante; o, aún peor, bajo un diluvio tormentoso que hace aún mas difícil –más peligrosa- la hazaña de cumplir con la exigencia; la lucha contra sí mismo y contra la carretera; la necesidad de encontrar fortaleza en la debilidad; el empeño por hacer realidad lo que se dibuja en el sueño -¿o en la pesadilla?-.
Quebrantahuesos. Y mientras el alma se encoge al asomarse al perfil, los ojos brillan y la cabeza busca formulas para saludar al nuevo reto. Una cadena de puertos capaces de vulnerar la voluntad…. O de fortalecerla.
Quebrantahuesos, ¿quebrantaalmas? Moldeaalmas. Modela el espíritu y la voluntad de quien se empeña en superar un listón de enorme exigencia, que obliga a un camino de constante puesta a punto, con cuidados del cuerpo y el alma, con el único fin de traspasar una pancarta.
LA SALIDA
El magnetismo de ese día, de ese sábado de junio, reúne en la parrilla de Sabiñanigo a miles de deportistas, empeñados en encararse con el sentido común y agarrar por la pechera al riesgo. Un océano de más de doscientos kilómetros desgastados en asfaltos de fin de semana; con horas robadas al trabajo, al descanso, a los seres queridos. Banderazo de salida. Sabiñánigo, el templo, el Tour del cicloturismo, el centro de miles de emociones. Arranca la Quebrantahuesos.
LA MURALLA
Marie-Blanque. Su soronidad comparte admiración y temor. Un mito de singular belleza que te mira desafiante e incrédula, como sin acabar de creer que seas capaz de vulnerarla, de conquistarla. Su abrazo, ahí arriba, cuando se abre para ofrecerte un balcón con vistas al mar de los Pirineos, es testimonio de su reconocimiento… y, además, para ti, un motivo de orgullo.
LA AGONIA
¿Qué es el Portalet?. La eternidad cuesta arriba. Queda por detrás, desparramada – a veces desgastada - la energia. Por delante, más de dos horas de agonía, de lucha, de empeño, de fe. ¿Qué hago yo aquí? Es el pensamiento que retumba en mi cabeza, junto a los cañonazos de la sangre contra las sienes. Y sin pensar tengo que encadenar una a una las pedaladas, para allí, a casi 1.800 metros, abrir las puertas del cielo.
MI META
¡¡ Sabiñánigo ¡¡ ¿La meta?. No, mi meta. Atrás queda un calvario que la bicicleta hace dulce, una tortura querida, pedida. Es difícil transmitir toda la emoción que surge al deshacer esos últimos kilómetros que me garantizan el final feliz: la meta. El objetivo cumplido justifica un año de sacrificio, de renuncias, de puesta a punto… ¿Y ahora? Ahora, solo un pensamiento: el año que viene lo haré mejor.

8 comentaris:

Clara ha dit...

Bravo, bravisimo, Molt molt molt pero que molt be..Me has dejado sin palabras, imaginato el sufrimiento y la satisfacción de acabarla, asi que no me queda otra palabra que decir.

ETS UNA CRAK

Mariona ha dit...

Clara, no ens confonguem, no l'he escrit jo!!!! He extret el text del llibre!

david malmeto ha dit...

Mariona, hay que ir con precauciones pero sin miedo. Ser precabido y no dejarte llevar por esos grupos que pasan como locomotoras por la cuneta y si te enganchas piensas "que bien se va a 50 por hora" (soy un bocas, ahora lo digo pero siempre me engancho) pero que todo va minando las fuerzas. El Marie Blanque son 4 km durísimos pero.....35 minutos y llegas arriba. Pero después viene el que de verdad hace daño (al menos para mi). El Portalet. 29 kms. Uffff..... ese si que es el que dice "tú si, tú no". Pero bueno 2 o más horas y también llegas arriba. Ante todo ir comiendo y bebiendo y todo se acaba.
Que te vaya bien en Manresa el domingo. Un pto.

Trueno ha dit...

Mariona, jo quan la veig el 2006 anava amb un grup a 50 per hora, i el veure que superavem un altre molt nombrós que anava a 30 per hora, em vaig quedar amb ells, vaig fer tota la marxa amb dos membres del Club Ciclista Malgrat, vam parar a tots als avituallaments,... amb això et vull dir que passa de buscar temps o deixar-te endur per la bojeria, disfruta-ho, a mes jo per desgracia aquell any vaig veure com les ambulancies i els bombers van tenir q pasarnos com a la desesperada amb les bosines i les sirenes a tope per atendre varios ferits, i un va morir al caure per un pressipisi, o sigui que, precaució que t'asseguro q hi ha un gran nombre de gent sonada del bolet allà!

cuida't al Marie Blanque, els 4kms mes durs de la meva vida!!! sobretot per l'estres de compartir una carretera tan estreta amb centenars de companys, sense oxigen!

aixo si, t'espera el Portalet, mític, em van donar de tot els aficionats!!!

FERRAN ha dit...

Pero , que el sufriment es divertid.... pues si !!! yea !!!

Merci per animarme amb la periostitis espero que es curi ja , es una merda ....

Una salutacio i sempre a fondo!!

Jose ha dit...

Hola Mariona, soc nou en aquest mon del triatló i la bici i es molt emocionant. M'ha agradat molt la dolça tortura i espero algun dia poder fer-la. Una salutació.

fran de toro ha dit...

Hola Yo la he terminado en tres ocasiones, es algo mas que terminarla, realmente no la acabas nunca al momento de cruzar meta estas pensando en correrla al siguiente año te da lo mismo los mil km de camino es un placer distinto, solo lo entiendes cuando lo haces. Es la bella señora todo en la prueba es distinto un saludo

Mariona ha dit...

Gràcies pels vostres comentaris!! En junio intentaré acabarla jeje